lunes, 31 de agosto de 2009

4 comentarios:

Manuel Pinto Grunfeld dijo...

No sé por qué me sonó algo cochinón el comentario de niño sin nada.

Como que la primavera ya no existe, el otoño tampoco... el mundo se volvió loco.

Saludos, Manuel.

sol dijo...

jajajaja solo existe el "calorss"

Leonor dijo...

que ternuraaaaaaaaaa
abrazos
Leo

Paul B dijo...

wajaja
la media rama
ajajajaja